Los ‘Superalimentos’ que debes conocer

Los tiempos en los que se creía que comer saludable era llevarse algún alimento verde a la boca son cosa del pasado. Gracias a las investigaciones en nutrición, se sabe que no todas las frutas y vegetales aportan los mismos nutrientes. De hecho, pueden variar bastante entre ellos. Ahora se han puesto de moda los ‘superalimentos’, considerados como grandes fuentes de nutrientes.

¿Pero cuál es el mejor superalimento y qué beneficios nos puede aportar?

Es bastante complicando decantarse por uno, pero no te preocupes; aquí vamos a nombrar cuatro que deberías incluir en tu dieta. Puedes tomarlos como suplemento diario o añadirlos en forma de polvo en tu desayuno.

1. Açai

Los nativos del Amazonas llevan muchos años tomando bayas de açai por todos los beneficios que aportan a la salud. Sin embargo, este alimento ha aparecido hace relativamente poco, cuando Oprah Winfrey lo convirtió en famoso al nombrarlo en uno de sus shows.

Son parecidos en forma y tamaño a los arándanos, pero desafortunadamente, las bayas de açai no son tan comunes. Las palmeras de açai crecen en la selva brasileña y pueden medir hasta 25 metros. Debido a su gran altura, resulta muy difícil y peligroso cosechar estos frutos. Por otro lado, los costes de transporte son elevados porque debe llegar lo antes posible al consumidor final, ya que se marchitan a los pocos días.

Afortunadamente, ahora se pueden conseguir bayas de açai deshidratadas en casi cualquier tienda de alimentos ecológicos. Se pueden comer crudas, en un batido o en polvo. Se venden en paquetes o en cápsulas. El sabor de las bayas de açai es muy parecido al de los arándanos, pero con un toque más amargo, similar al chocolate negro.

Este alimento contiene muchos antioxidants. Protegen tu cuerpo de la oxidación y previenen enfermedades cardiacas, diabetes y varias enfermedades relacionadas con la edad.

Los ácidos grasos que contienen son importantes para mantener un estilo de vida saludable. Las semillas de açai contienen omega 3 y omega 6. Ambos son recomendados por expertos porque son esenciales para prevenir una elevada presión sanguínea o colesterol alto.

2. Moringa

La Moringa es relativamente nueva en el mercado de los superalimentos, pero su composición la convierte en un auténtico regalo de la naturaleza. La Moringa es originaria de La India, donde ha sido utilizada no sólo como un alimento para combatir la malnutrición, sino como una planta medicinal. La popularidad de esta planta está creciendo alrededor de todo el mundo.

Se le suele llamar ‘El Árbol Milagroso’ debido a todos los beneficios que aporta a la salud. Por ejemplo, aporta 25 veces la cantidad de hierro de las espinacas, o 7 veces la cantidad de vitamina C que encontramos en las naranjas, más vitamina A que las zanahorias, más vitamina B que los cacahuetes, más calcio que la leche y más potasio que el plátano. Además, la moringa también es una fuente de proteínas, por lo que es un suplemento perfecto para los vegetarianos y veganos.

Además de todas las propiedades y beneficios nutricionales de la moringa, Sonia Rios, autora del blog LaMoringa.net, nos cuenta que la lista de cualidades medicinales de esta planta es simplemente impresionante. La Moringa puede ayudar a curar enfermedades en la piel, dolores de cabeza, tumores, diabetes o incluso ayudar con la malaria. Estas propiedades no son simples conjeturas, sino que han sido comprobadas en varios estudios científicos. Este árbol milagroso está cargado de bondad: 46 antioxidantes, 36 elementos antiinflamatorios y 90 nutrientes.

Si no tienes la suerte de vivir en un ambiente donde este árbol pueda crecer, lo puedes consumir en forma de polvo o cápsulas. Y por qué no, incluso puedes conseguir sus hojas secas. El polvo de moringa está elaborado a través de sus hojas secas, y lo puedes añadir a tu dieta a través de cualquier receta: batidos, desayunos, etc. Tiene un sabor parecido a las espinacas.

3. Cacao

Normalmente no se suele asociar la palabra chocolate a saludable. Pero a lo largo del tiempo, parte de la industria alimentaria ha sabido diferenciarse de esos chocolates artificiales y extra-azucarados, centrándose más en su contenido más puro: el cacao.

Tal vez necesites acostumbrarte al sabor del cacao, ya que nos han acostumbrado mal ofreciéndonos barritas de chocolate con sabores artificiales.

Si no le añades leche, azúcar ni grasas, el cacao puede parecerte un poco amargo, pero contiene una gran cantidad de antioxidantes y magnesio. Sus propiedades nutricionales son enormes. Por ejemplo, los antioxidantes, las vitaminas y los minerales que hay en el cacao ayudan a mantener un corazón saludable disminuyendo la presión sanguínea, mejorando el flujo de la sangre, disminuyendo el colesterol y la acumulación de placa en las arterias. Las barritas de cacao se pueden comprar en cualquier tienda saludable. Puedes probarlas en diferentes sabores

4. Baobab

El baobab es una fruta que se ha utilizado en el continente africano durante siglos como un preventivo medicinal para el tratamiento de fiebres, malaria y problemas gastrointestinales que son causados por falta de vitamina C. Sin embargo, en muchos países del mundo, esta fruta era una total desconocida hasta ahora.

El mayor beneficio que se puede obtener del baobab es que tiene unos inusuales niveles de vitamina C. Solamente 100 gramos de baobab tienen 10 veces más que las naranjas. Tiene tanta vitamina C que ha sido nombrada como la mayor fuente de esta vitamina en el mundo.

¿Y por qué la vitamina C es tan buena? Los alimentos que son ricos en vitamina C ayudan al cuerpo a formar colágeno y elastina, proteínas básicas para la elasticidad de la piel.

También influye positivamente en la pérdida de peso. Si tomas alimentos ricos en vitamina C, como el baobab, incentivarás a tu cuerpo a quemar grasa. Además, es una excelente fuente de energía.

Ahora que ya conoces 4 superalimentos, ¿por qué no te animas a tomar alguno de ellos? Estamos convencidos de que tu cuerpo lo agradecerá con creces.

Autor: practicaerasmus

Comparte: